Tras un año de investigaciones y grandes decomisos de drogas fue desarticulada una red del narcotráfico comandada por “El Negro” Rojas desde el Penal de Ezeiza

Nuevamente la figura del narcotraficante misionero, Néstor Fabián “El Negro” Rojas, está en la mira de la Justicia Federal y de los investigadores, como orquestador de una red del narcotráfico en la región, con ramificaciones en Paraguay, Brasil y la Argentina. Ayer hubo 12 allanamientos en forma simultáneos realizados en Misiones y Provincia de Buenos Aires y se detuvo a siete personas. Se cree que la red narco criminal identificada como el Primer Comando Frontera quedó desarticulada.

Cabe recordar que Rojas cumple condena en el Penal Federal, por dos causas ligadas anteriormente al narcotráfico y muerte de tres personas, y volvió a estar en la mira de los investigadores desde septiembre el año pasado.
Tras el decomiso de grandes cantidades de drogas en el último año –más de 11 toneladas de marihuana y al menos 30 kilogramos de cocaína y una docena de detenidos– se fue cerrando el círculo sobre la organización criminal que tiene nombre propio: Primer Comando Frontera (PCF).

Inclusive algunos cargamentos de droga decomisados llevaban las iníciales de la organización, que además, posee aceitados contactos con ortos grupos criminales ligados al narcotráfico en la región, como ser “Bala Na Cara”, Primer Comando Capital y Comando Vermelho en Brasil.

Tras los duros golpes asestados a dicha organización por las fuerzas federales, con la Gendarmería Nacional, a cargo de la investigación, se avanzó en la desarticulación de la banda, que seguía operando desde las cárceles federales, comandados por “El Negro” Rojas desde el Penal de Ezeiza.

Fueron meses de investigaciones y escuchas telefónicas entre los criminales que permitieron desentrañar los hilos conductores del grupo, que llevaron nuevamente hasta el narcotraficante misionero detenido en el Penal bonaerense.
Fue así que ayer se realizaron una serie de allanamientos en simultáneos en Posadas-Garupá´-Lanús (Provincia de Buenos Aires), en busca de elementos cruciales en la causa y que derivó en la detención de siete personas (tres en Misiones y cuatro en Buenos Aires), ligadas a la organización.

Efectivos de Gendarmería Nacional, con el apoyo de Prefectura Naval, Policía Federal y Policía de Misiones, llevaron a cabo 12 allanamientos en Misiones y provincia de Buenos Aires.

En Misiones, el operativo incluyó el allanamiento de un galpón de Garupá preparado para el acopio y carga de marihuana (tenían un camión propio), la Unidad Penal VI, perteneciente al Servicio Penitenciario Provincial (SPP) y la cárcel Federal de Candelaria.

Entre los detenidos en Garupá figuran; José Ruíz Díaz y Oscar Adoni Rodríguez. En Lanús fue detenida, la pareja de “El Negro” Rojas, identificada como Tamara Maciel. Entre los narcotraficantes que permanecen detenidos junto a Rojas en distintas cárceles, figuran también, Pablo Antonio Campos y Walter Eris González.

La organización no solo que acopiaba droga en Misiones, sino que la trasladaba hacia el Brasil y Argentina con sus nexos locales. Además se cree que comenzaron a invertir en propiedades para blanquear el dinero sucio y en la logística para el “trabajo” de la organización, que se cree fue desmantelada finalmente ayer.

Las investigaciones y los allanamientos realizados pro Gendarmería Nacional fueron orientadas por por el Juzgado Federal de Posadas, la Fiscalía Federal de Posadas y Procuraduría de Narcocriminalidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.