Reforma Tributaria. Diputados aprobó por amplia mayoría.

La Cámara de Diputados aprobó por amplia mayoría y giró al Senado el proyecto de reforma tributaria, que contempla una disminución de ganancias para las empresas que reinviertan sus dividendos, grava la renta financiera, y disminuye en forma gradual los aportes patronales, con el fin de poder disminuir la presión tributaria de manera gradual en un plazo de cinco años.

Este proyecto forma parte del paquete de iniciativas económicas impulsadas entre el gobierno y los mandatarios provinciales, que está integrado por el Pacto Fiscal, el consenso fiscal, el Presupuesto 2018 y la reforma previsional que ya se convirtió en ley en Diputados.Uno de los puntos centrales del Pacto Fiscal, que será convertido en ley en diputados el próximo jueves, acordado entre el Poder Ejecutivo y los mandatarios provinciales prevé la eliminación de Fondo del Conurbano y de la asignación específica para el Anses, que será solventado de aquí en más por los ingresos generados a través del denominado impuesto al cheque.

La sanción del proyecto de reforma tributaria en general fue respaldada por 146 legisladores que fueron aportados por Cambiemos, los diputados que responden a los gobernadores -con excepción del riojano Luis Beder Herrera-, y Evolución Radical, mientras que se abstuvieron el Frente Renovador, los kirchneristas Sandra Castro y Benedicto Vásquez, y votaron en contra el Frente para la Victoria, el Movimiento Evita, Compromiso Federa, y la izquierda.

El oficialismo propuso, como pedían el interbloque Argentina Federal y el kirchnerismo, eliminar los artículos 23 y 24 que obligaban a pagar impuestos a ganancias a cooperativas y mutuales, pero no se aceptó la derogación del artículo 49 que establece que los retiros voluntarios pagarán ganancias, cuando se trate de montos superiores en la ley de contrato de trabajo.

Además, la iniciativa inicial presentada por el Poder Ejecutivo recibió significativos cambios en las discusiones previas, como fue el caso de las bebidas azucaradas, a las que se le intentó poner una alícuota del 17% y finalmente se mantuvo el actual impuesto de 4 por ciento para aquellas gaseosas que tienen jugo de limón, y 8 por ciento para las analcohólicas, con o sin azúcar.Otro cambio fue reducir del 17 al 14 por ciento el impuesto y desgravar la producción de cerveza artesanal para pequeñas y medianas empresas.

(Fuente: Ámbito Financiero)

Dejá tu Comentario !